Esta empresa multinacional decidió cerrar su última planta y para acabarla el Presidente Dictador Maduro dice que pedirá código rojo a la Interpol para dueños y accionistas de Kellogg por marcharse de una forma “ilegal”.
“Hoy en Maracay (norte) la empresa Kellogg, en manos de unos inversionistas mexicanos amaneció con las puertas cerradas y les depositaron en las cuentas las prestaciones sociales a los trabajadores lo cual es completamente inconstitucional e ilegal”, confirmó Maduro en un acto de campaña en la ciudad de Valencia.
El jefe de Estado informó que los trabajadores de la empresa Alimentos Kelloggs, asumieron desde este martes las riendas de la misma. El Gobierno Revolucionario a través de los Ministerios de Trabajo y Economía “abrieron la empresa y se la entregaron a los trabajadores. La empresa está produciendo con la clase obrera industrial”.
“Tenemos que defender el sistema de protección y seguridad social, tenemos que ir a grandes cambios en la economía”, resaltó el mandatario nacional. “Lo hacen porque estamos a cuatro días de las elecciones y creen que el pueblo se va asustar”, apuntó.
Recordemos que más temprano la industria estadounidense informó a sus trabajadores en Venezuela del cese de sus operaciones de manera indefinida debido a la crisis económica por la que pasa el país.
El presidente, Nicolás Maduro, señaló que es necesario que en Venezuela se establezca un sistema de precios que sea acatado por los sectores económicos, y que permita proteger al pueblo.
Venezuela necesita una gran renovación del sistema de producción, comercialización y distribución, y sobre todo, necesitamos establecer un sistema de precios que se respete y que respete al pueblo”, planteó en una concentración en la avenida Bolívar de Charallave, estado Miranda.
En el acto político indicó que la guerra económica ha golpeado al pueblo por la actuación de las mafias que han intentado boicotear el proceso electoral del 20 de mayo.
“La oligarquía y los bachaqueros como aliados de la oligarquía han arremetido contra el pueblo porque hay elecciones el 20 de mayo. Ellos creían que podían confundir al pueblo y yo felicito al pueblo por su inmensa capacidad de resistencia y por su conciencia”, apuntó.
Maduro aseveró que en los comicios del domingo se definirá el futuro del país para los próximos 30 años, por lo que se comprometió a emprender “todos los cambios económicos que necesita Venezuela para ir a una época de renacimiento, de crecimiento y prosperidad económica”.
Reafirmó que está “preparado, capacitado y comprometido con el pueblo” para emprender las transformaciones que requiere nuestra nación, al tiempo que subrayó que “aquí nadie va a entregar la patria al Fondo Monetario Internacional (FMI)”, en referencia a las propuestas de los candidatos de la oposición que han planteado acudir a los organismos multilaterales para la aplicación de modelos neoliberales.
En la avenida Bolívar de Charallave instó a las fuerzas revolucionarias a no caer en triunfalismos y a activar la maquinaria roja para asegurar una votación masiva en las elecciones del 20 de mayo.

Dejar respuesta