Desde hace meses, las tiendas de todo Estados Unidos tienen dificultades para abastecerse de suficiente leche de fórmula para bebés. Los fabricantes afirman que están produciendo a plena capacidad y fabricando toda la leche de fórmula que pueden, pero aún no es suficiente para satisfacer la demanda actual.

La tasa de agotamiento de stock de leche de fórmula para bebés osciló entre el 2% y el 8% en la primera mitad de 2021, pero comenzó a aumentar bruscamente el pasado mes de julio. Entre noviembre de 2021 y principios de abril de 2022, la tasa de desabastecimiento se disparó hasta el 31%, según datos de Datasembly.

Esa tasa aumentó otro 9% en solo tres semanas de abril, y ahora se sitúa en el 40%, según las estadísticas. En seis estados -Iowa, Dakota del Sur, Dakota del Norte, Missouri, Texas y Tennessee-, más de la mitad de las fórmulas para bebés se agotaron por completo durante la semana que comenzó el 24 de abril, según Datasembly.

Y aunque siete estados tenían entre el 40 y el 50% de las existencias de leche de fórmula para bebés a principios de abril, 26 estados están ahora luchando con el suministro.

«Este problema se vio agravado por los problemas de la cadena de suministro, las retiradas de productos y la inflación histórica», dijo el director general de Datasembly, Ben Reich. «Desafortunadamente, dada la cantidad de volatilidad sin precedentes a la categoría, anticipamos que la fórmula para bebés seguirá siendo uno de los productos más afectados en el mercado».

CVS confirmó el sábado que está limitando a los clientes en todo el país a tres fórmulas para niños pequeños y bebés por transacción. «Seguimos trabajando diligentemente con nuestros socios proveedores para satisfacer mejor las demandas de los clientes», dijo CVS en un comunicado.

Un portavoz de Target confirmó que el minorista limitó las compras de fórmulas para bebés a cuatro unidades por cliente para las ventas en línea. No hay límite en el número de unidades que se pueden comprar en persona en las tiendas de Target, dijo la compañía.

Clientes compartieron imágenes en redes sociales sobre Walmart imponiendo restricciones similares en sus ventas de fórmula para bebés, aunque la empresa no confirmó si era una política a nivel nacional. Las imágenes compartidas con muestran estantes vacíos donde debería haber fórmula para bebés, y un cartel que dice que solo se permitían cinco unidades por cliente.

Walmart no respondió inmediatamente a una solicitud de comentarios.

La escasez se ve agravada por el cierre de una instalación de Abbott Nutrition en Sturgis, Michigan, por parte de la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA). Abbott es uno de los principales productores de fórmulas para bebés.

En febrero, la FDA de EE.UU. retiró tres marcas de fórmulas para bebés en polvo fabricadas por la empresa debido a posibles infecciones bacterianas, incluida la salmonela. La agencia aconsejó a los padres que no compraran ni utilizaran determinados lotes de fórmulas infantiles en polvo Similac, Alimentum y EleCare, todas ellas marcas de Abbott.

Un antiguo empleado de Abbott Nutrition presentó una denuncia ante la FDA meses antes de la retirada del mercado, en la que documentaba su preocupación por que la empresa estuviera ocultando problemas de seguridad en su planta de Sturgis, Michigan. Las fórmulas fabricadas en la planta se retiraron después de que cuatro bebés que las tomaban enfermaran de infecciones raras causadas por la bacteria Cronobacter sakazakii. Dos bebés murieron, según la denuncia.

El portavoz de Abbott señaló que la retirada afectaba únicamente a los lotes de fórmulas producidas y distribuidas en sus instalaciones de Sturgis, Michigan, y dijo que ningún otro producto que distribuya Abbott había dado hasta ahora resultados positivos de salmonela u otros patógenos.

Encontrar la fórmula estándar se ha vuelto difícil para los padres, muchos de los cuales describieron los extraordinarios esfuerzos que han hecho para conseguir incluso una sola lata o botella. La fórmula especializada es aún más difícil de localizar en medio de la escasez generalizada. Los padres están conduciendo a los estados vecinos para probar suerte, y muchos están pidiendo ayuda en las redes sociales, implorando a los extraños que compartan o incluso intercambien cualquier suministro extra que puedan tener.

Abbott dijo el sábado en un comunicado que está trabajando estrechamente con la FDA para reanudar las operaciones en su planta de Michigan.

«Seguimos avanzando en las acciones correctivas y estaremos implementando acciones adicionales a medida que trabajamos para abordar los elementos relacionados con el reciente retiro del mercado. Mientras tanto, estamos trabajando para aumentar el suministro de fórmula infantil dando prioridad a la producción de fórmula infantil en nuestras instalaciones que suministran producto al mercado estadounidense», afirmó Abbott.

 

ESTE SITIO NO GANA DINERO (NON_PROFIT) DE NINGUNA FORMA SU UNICO FIN ES INFORMAR

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here