Docenas de campistas se apiñaron hombro con hombro, dejando atrás sus pertenencias para ser transportados en avión desde para salir del lugar al que habían llegado buscando un escape tranquilo.

El Bosque Nacional Sierra de California se estaba rodeando rápidamente de incendios furiosos cuando llegaron helicópteros para transportar por aire a cientos de personas durante el fin de semana festivo. Desde un rescate hasta una misión de recuperación urgente, el contraste es un claro recordatorio de que el cambio climático está cambiando la vida en el estado más poblado de la nación.

Cientos de miles de hectáreas arden en Oregon, California y Washington y las condiciones climáticas no ayudan

Decenas de personas evacuadas a un lugar seguro el sábado después de que el incendio de Creek en el centro de California los dejara afectados.

El año pasado, en esta época, California tuvo 4,927 incendios que quemaron 47,753 hectáreas, dijo el gobernador Gavin Newsom. En 2020, ha habido 7,606 incendios hasta ahora.

«Los incendios forestales son una gran parte del desafío estacional», dijo Newsom. «El desafío al que nos enfrentamos ahora son los incendios extremos que creemos son inducidos por el clima«. Newsom ha señalado directamente al cambio climático como la fuente de la ola de calor extrema y un factor principal en la cantidad de incendios forestales que azotan California.

Los efectos se han sentido dolorosamente. Al menos siete personas han muerto desde el inicio de la temporada de incendios de este año, según Cal Fire, con miles de hogares reducidos a brasas. Muchas comunidades han tenido que ordenar evacuaciones obligatorias y más de 170,000 recientemente se quedaron sin electricidad para evitar futuros incendios.

El estado ha visto un récord de más de 2.2 millones de acres quemados en lo que va del año, anunció Cal Fire el martes. Y los funcionarios advierten que muchos de esos incendios arderán sin control hasta que cambie el clima.

Daniel Swain, un científico climático de la UCLA y del Centro Nacional de Investigación Atmosférica, le dijo a CNN que es impactante ver los efectos de los incendios forestales en el oeste de Estados Unidos, «pero no científicamente sorprendente».

Swain explicó que debido al cambio climático causado por el hombre, las temperaturas extremas están subiendo más y la vegetación es más seca, lo que afecta el comportamiento del fuego.

«Pero el cambio climático no solo ha empeorado las olas de calor extremo que coincidieron con los incendios. El efecto más grande es el calentamiento más sutil y a largo plazo», dijo. «Ese par de grados de calentamiento (promedio) durante décadas… no se nota tanto, pero todavía está al acecho en el fondo, absorbiendo la humedad adicional de la vegetación y el suelo».

Desde la década de 1970, los incendios forestales de California han aumentado en tamaño ocho veces, y el área anual quemada por los incendios ha aumentado en casi un 500%, según el meteorólogo de CNN Robert Shackelford.

Ahora, las personas en todo California se despiertan todos los días con advertencias de que hay peligro de incendio.

Swain no espera que las condiciones actuales mejoren pronto para California y otros estados occidentales que luchan contra incendios. El pico de la temporada de incendios aún está por llegar para la parte más poblada de California, advirtió.

«Hasta que caigan precipitaciones generalizadas en la costa oeste, de las que actualmente no hay ninguna señal, y en un año típico no se esperaría hasta dentro de uno o dos meses, las condiciones seguirán siendo realmente extremas. No veo mucha tregua».

 

ESTE SITIO NO GANA DINERO (NON_PROFIT) DE NINGUNA FORMA SU UNICO FIN ES INFORMAR

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here