+ No enfrentará cargos como adulto la joven señalada de lamer un helado de Blue Bell en un Walmart
+ «Nuestros detectives identificaron y hablaron con la sospechosa del incidente de Blue Bell y con su novio. Es una joven de San Antonio (Texas) que tiene vínculos con el área de Lufkin a través de la familia de su novio», informó la policía local a través de su cuenta de Facebook. No están revelando la identidad por tratarse de una menor de edad.

La policía de Lufkin, Texas, informó este viernes por la mañana que ya lograron identificar a la sospechosa de destapar un tarro de helado Blue Bell, lamerlo y luego regresarlo al congelador de un Walmart en esa localidad.

«Nuestros detectives identificaron y hablaron con la sospechosa del incidente de Blue Bell y con su novio. Es una joven de San Antonio (Texas) que tiene vínculos con el área de Lufkin a través de la familia de su novio», informó la policía local a través de su cuenta de Facebook.

Las autoridades no están revelando el nombre de la chica por tratarse de una menor de edad y en Texas la ley protege la identidad de los menores infractores. El caso va a quedar en manos del Departamento de Justicia Juvenil de Texas, agregó la policía de Lufkin.

“No tenemos contemplado interponer cargos en contra de ella como si fuera un adulto y por lo tanto lo que ocurra de ahora en adelante con el caso queda a discreción del sistema de justicia juvenil. No podemos hablar por ellos en relación con el tipo de delito que pudiera enfrentar”, aclararon.

En una declaración emitida el 3 de julio, previa a la identificación de la infractora, la policía de Lufkin había dicho que buscaban verificar su identidad para pedir que se emitiera una orden para su arresto bajo cargos de manipulación de un producto de consumo. En el estado de Texas, este delito es una ofensa grave que se castiga con penas de hasta 20 años prisión y una multa de hasta 10,000 dólares.

Con relación al novio de la menor, que si es un adulto, se informó que la fiscalía sigue revisando su participación en el incidente y todavía no se sabe si enfrentará algún cargo.

La joven y su novio admitieron a la policía haber cometido el acto y se mostraron dispuestos a cooperar. Durante la investigación se logró determinar que la chica no fue quien estuvo alardeando del hecho en Instagram sino otras personas que crearon nombres de usuario muy similares al de ella.

“Sí, en verdad hice eso. Ahora lo puedes llamar helado Flu Bell porque estaba un poco enferma la semana pasada. Haz lo mismo y comparte tu video (en Instagram). Veamos si podemos iniciar una epidemia (literalmente)”, se lee en un mensaje que circuló por Instagram y que, según la policía, no fue publicado por la infractora sino por otras personas que querían ganar seguidores.

Este viernes, la compañía Blue Bell emitió una declaración en su portal de internet en la que agradece a las autoridades de San Antonio y Lufkin, a Walmart y a los clientes que los alertaron del incidente.

“La seguridad alimentaria es nuestra prioridad y trabajamos duro para proveer productos seguros y mantener el más alto nivel de confianza de nuestros consumidores. Siempre estamos buscando maneras de mejorar, incluyendo revisar los métodos en nuestro proceso de fabricación que permitan agregar protección a los empaques”, se lee en la declaración.

Agregan que el caso ahora está en manos del Departamento de Justicia Juvenil de Texas para que continúe con la investigación si lo considera pertinente.

Posible escenario judicial para la joven infractora

El abogado penalista Christian Capitaine cree que el Departamento de Justicia Juvenil puede aplicar una sanción moderada a la joven para llamarle la atención y está de acuerdo con la decisión de autoridades locales de no presentarle cargos como si fuera una adulta.

«No se justificaría que se la trate como adulta ante la ley si tiene menos de 17 años porque este no es un crimen que justificaría ese proceso. Es correcto que, en algunos casos, se puede juzgar a menores como si fueran adultos, pero esto se aplica en el contexto de delitos serios o violentos», dijo Capitaine.

Para el penalista, las declaraciones iniciales de las autoridades locales fueron desmedidas. «Se presentó públicamente la idea de ponerle cargos por un delito de segundo grado (manipulación de un producto de consumo) y no me parece que hubiera sido correcto un cargo con consecuencias tan drásticas de acuerdo con los hechos».

«En vez de querer desquitarse con la niña que estaba haciendo una broma, me parece que Blue Bell debería tomar medidas para que sus envases del helado no puedan ser manipulados tan fácil», agregó.

 

ESTE SITIO NO GANA DINERO (NON_PROFIT) DE NINGUNA FORMA SU UNICO FIN ES INFORMAR

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here